Categorías
Mochilas

Mochila fotográfica Shimoda Explore v2 30L

Si buscas una mochila fotográfica para llevar tu cámara cuando vas de viaje o de ruta, ésta es una de las mejores opciones que hay actualmente en el mercado. Si bien es cierto que la mochila fotográfica perfecta no existe, las de Shimoda Designs se acercan mucho, la verdad. En esta review te explico cuáles son sus características, ventajas e inconvenientes.

comprar shimoda designs
Mochila fotográfica Shimoda Explore V2 30l

Características técnicas

  • Dimensiones: 16.8 x 29.5 x 51.6
  • Peso: 2.2 kg
  • Capacidad: 30 L
  • Acceso posterior y lateral
  • Compartimento para portátil de hasta 16 pulgadas
  • Compartimento separado superior/inferior
  • Interior modular
  • Bolsillos laterales para trípode y botellas
  • Funda impermeable incluida
  • Compartimentos exteriores para accesorios
  • Espacio dedicado a bolsa de hidratación
  • Correas para agarre superior, inferior y lateral
  • Resistente al agua
  • Cinturón retirable
  • Altura ajustable

Puntos fuertes de esta mochila

Las mochilas de la marca Shimoda Designs están extremadamente bien pensadas para fotógrafos de paisaje, aventureros y viajeros. Aunque tengas una cámara réflex o mirrorless, ésta Shimoda Explore V2 ofrece una serie de detalles que harán que llevar tu cámara de fotos de viaje sea una experiencia comodísima. Te detallo en este apartado algunas de las características que hacen de este modelo algo especial.

Tamaño y ergonomía

El tamaño de esta mochila es lo primero que quiero destacar, ya que es ideal para llevar absolutamente todo mi material fotográfico. En concreto llevo un cuerpo de cámara, 4 lentes, dron pequeño y su mando más algunos cables y equipo de limpieza.

Las dimensiones de la mochila son aptas para llevarla como equipaje de mano en un avión, de forma que evitas facturar el equipo. En algunos modelos de avión podría «colar» como bolso de mano bajo el asiento delantero, pero mi recomendación es que cuentes como si fuera la maleta de mano.

La mochila tiene un marco interno de aluminio que le da rigidez. Este marco le da forma a la mochila y asegura que el peso se reparte más uniformemente sin depender de cómo organices el interior. En cuanto a repartir el peso esta mochila, es de hecho de las mejores que he probado. Sus tiras anchas y ajustables para los hombros hacen que te quede como un guante.

Todas las mochilas de Shimoda ofrecen los elementos básicos que hay que pedirle a una buena mochila de montaña o de fotografía: correas ajustables en altura para los hombros, cinchas para ajustar la distancia de la mochila al cuerpo, correa de pecho y cinturón. Estos elementos aseguran que la mochila se adapta a tu cuerpo y que el peso se reparte de la mejor forma posible para evitar molestias y lesiones.

Equipo fotográfico en la mochila

La mochila se compone de lo que sería la mochila en sí y de los insertos. Estos insertos, llamados «core units» en este caso, son los módulos acolchados preparados para llevar el equipo fotográfico. Shimoda ofrece varios tamaños y profundidades dependiendo del modelo en concreto y se pueden incluso combinar para dar más flexibilidad a tu configuración de mochila. En la página oficial de Shimoda Designs puedes encontrar la tabla de compatibilidad de core units vs modelos de mochila.

mochila fotográfica shimoda designs explore v2 30l y core unit mirrorless medium
Inserto o «core unit» para la Shimoda Explore v2

La Shimda Explore v2 30l se suele vender en el llamado «starter kit» que ya incluye un inserto mediano para cámara mirrorless. Aún así, si quieres, puedes comprar más insertos, o la mochila y los insertos por separado para configurarla según tus necesidades.

El acceso al equipo se hace por la espalda, que es la forma ideal según mi opinión. Muchas marcas aseguran que esto es para evitar robos pero yo creo que la función principal del acceso trasero es poder dejar la mochila en el suelo (panza arriba) y que si está sucia, la parte que lleves a tu espalda sea la limpia y seca. Para fotógrafos de paisaje es la clave, ya que no tenemos un bonito asfalto o banco en el que dejar la mochila cada vez que paramos. Normalmente hay que soltar el equipo en un sitio con tierra, barro, arena, etc.

Cabe destacar que justo en la espalda, donde se abre la mochila, se encuentra el bolsillo para llevar el portátil. La marca dice que se pueden llevar portátiles de hasta 16 pulgadas estilo «Macbook Pro», pero creo que esos van a ir un poco justos.

La mochila también permite acceso lateral a la cámara si quieres usarlo, o dejarlo cerrado si no quieres exponer tanto tu equipo. Esto se hace mediante los insertos internos ya que se abre o no la parte lateral para permitir o no el acceso lateral.

Espacio para otros artículos en la mochila

La mochila dispone de un espacio superior dedicado a «otras cosas» que no son el equipo fotográfico en sí. Puedes usarlo para llevar las llaves, cables, algo de ropa, comida, etc. Es bastante espacioso y tiene separadores de malla y bolsillos que permiten distribuir bien todo lo que metes ahí. También en la parte superior hay una segunda cremallera por la cual se accede directamente al portátil sin tener que abrir la mochila por atrás.

En la parte delantera hay dos compartimentos grandes, uno que ocupa todo el alto de la mochila y otro «solo» la mitad. Estos espacios están pensados para llevar documentos, algo de ropa, snacks de comida. En el mayor hay también separadores pequeños para objetos.

bolsillo frontal shimoda explore v2
Bolsillo frontal de la mochila

Detalles diferenciadores

Hay varios detalles de esta mochila que marcan la diferencia y denotan esa calidad extra comparada con otras. Algunos de esos detalles son los bolsillos de las correas para los hombros. Estos bolsillos son ideales para guardar todo aquello que no quieres llevar en los bolsillos del pantalón por ejeomplo. Como ves en la imagen cabe hasta una botella de agua, un móvil grande, las llaves, etc.

También otro detalle para los más aventureros es que hay un espacio reservado a una bolsa de hidratación como en las típicas «Camelback» para ciclistas o corredores. Una buena alternativa a cargar con la botella de agua.

Los detalle que más me gustan de esta mochila son sin duda los bolsillos laterales para colocar el trípode. Hay uno a cada lado de la mochila y no solo se pueden sacar o esconder según necesites sino que además son espaciosos. Esto permite colocar un trípode o una botella de agua grande. Al ser de tipo rejilla, estos bolsillos son ideales para evitar que la tierra o la arena de las patas del trípode se quede por ahí almacenada y acabe en casa.

Para ir acabando de las maravillas de esta mochila, déjame destacar primero que tiene tres asas por donde sujetar la mochila: una superior (la clásica), una lateral muy ancha para poder pasar el asa de una maleta y una inferior. ¿Para qué quieres una asa inferior? Pues parece una tontería pero va genial cuando estás haciendo fotos, tienes la mochila abierta con el equipo y necesitas desplazarte unos metros rápidamente sin tener que cerrar el acceso trasero. Otros detallitos son su resistencia al agua (incluyendo las cremalleras, aptas también para poner candados), orificios anti-humedad en la parte inferior, los excelentes materiales de construcción y la funda incluida para lluvia extrema.

Finalmente, la gente de Shimoda Design también piensa en el sector femenino de sus usuarios, cosa poco extendida por desgracia. Por ello, tienen varios modelos de correas de hombros especialmente diseñadas para adaptarse al cuerpo de las mujeres. Estos modelos se pueden pedir sin coste añadido al hacer la compra.

Pequeños inconvenientes de esta mochila fotográfica

El primer y más grande inconveniente es el precio. Era de esperar que una mochila con todas estas características y buenos materiales tuviera un precio elevado, y así es. Al rondar los 400 euros, no es una mochila para cualquiera. Como siempre, la calidad y el diseño se pagan.

El otro «inconveniente» o, mejor dicho, característica que le falta, es el tener un «roll-top» como su hermana mayor, la Action X. Las mochilas roll-top son esas que tienen una parte superior desenrollable que permite expandir la capacidad si es necesario. Esto para mí sería genial ya que tener otro 5L opcionales de capacidad para algo de ropa de abrigo o comida irían genial en determinadas ocasiones.

Mi opinión sobre la Shimoda Explore V2

Creo que esta mochila de Shimoda es un equilibrio perfecto para un/a fotógrafo/a de paisaje que viaja y que no hace rutas extremas de montaña. La mochila tiene un diseño que personalmente me encanta, discreto, funcional 100% y que cumple todo lo que yo le pediría a una mochila para fotografía.

Es cierto que hay que desembolsar una cantidad importante de dinero al comprarla, pero comparado con lo que nos gastamos en una buena cámara, objetivos, dron, etc, no es tanto. Así que ¿qué mejor que transportar y proteger nuestro equipo con una mochila de extrema calidad?

Nota: En calidad de Afiliado de Amazon, obtengo ingresos por las compras adscritas que cumplen los requisitos aplicables.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *